BLANCO Y NEGRO


Este apartamento sueco se crea a partir del binomio de colores blancos y negros, sólo roto por la introducción de elementos en madera para darle cierta calidez al espacio, y hacerlo más agradable.
La vivienda es una mezcla de diversos estilos, destacando la mezcla de moderno e industrial y sin olvidarnos de una sutil atmósfera effortless en toda la vivienda. En definitiva, una vivienda de contrastes pero con diversos matices que la convierten en el entorno ideal de nuestro hogar.

Y vosotros, ¿cómo le dais el toque de calidez a las estancias de vuestro hogar? Ánimo a tod@s que la semana es pan comido.







1 comentario:

  1. Definitivamente, me gustan más los colores cálidos y alegres para el hogar!
    Saludos

    ALISA GROMOVA

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.